Medellín, Colombia. Una ciudad rediseñada para compartir.

Hace algunos años leí un articulo que mencionaba a Medellin,  como la  ciudad ganadora del concurso "City of The Year", organizado por el diario estadounidense Wall Street Journal y el conglomerado financiero Citi Group.  Ese año Medellín ganó el concurso por encima de ciudades tan importantes como Tel Aviv y Nueva York.

 

Ese articulo me motivó a investigar sobre la ciudad y su realidad.  Medellín pasó de ser una ciudad sumida en la violencia, presa de narcotraficantes a ser una ciudad resilente rediseñada para compartirla por todos, independientemente del estrato social. Nacionales y extranjeros disfrutar de un ciudad llena de espacios para compartir experiencia y con una vialidad que permite llegar fácilmente a estos lugares.  No hay nada mejor que confirmar en sitio lo investigado , así que puse manos a la obra y  organicé una visita de 5 días y 4 noches a la ciudad de la eterna primavera. En este viaje eramos 4 adultos y dos pre adolescentes con intereses distintos lo cual hace todo un desafió la planificación.

 

DÍA 1 : (Viernes)

 

Llegamos al Aeropuerto Internacional José María Córdova, en el municipio de Rio Negro a las 10:30 am aproximadamente. Al momento de retirar maletas me informaron que la mía se había quedado en Panamá, me explicaron que llegaba en el próximo vuelo y que me la llevarían al hotel. Asì que llene mis datos en un formulario y cruce los dedos.  Luego de los tramites de rigor en el aeropuerto nos desplazamos a Medellín, el recorrido nos tomó alrededor de 45 minutos, resultó impresionante la entrada a a ciudad, pues ves el valle repleto de casas y edificios no hay espacio para mas.

 

Al llegar a ciudad nuestra primera parada fue para almorzar en el restaurante HatoViejo (http://hatoviejo.com/es/) ubicado en la Carrera 47 No.52-17, cuya característica es ofrecer comida típica Paisa.  Muy recomendado el Mondongo acompañado de arroz blanco, aguacate , arepa y banano.

 

 

Luego visitamos la Plaza Botero un espacio público en donde se encuentran estatuas de bronce basadas en imágenes de perros, caballos y personas creadas por el renombrado artista colombiano Fernando Botero.  Otras muestras del trabajo del maestro Botero y de otros artistas  se pueden observar en Museo de Antioquia. (https://www.museodeantioquia.co/)

Completado nuestro recorrido del día, procedimos a registrarnos en el ART Hotel (http://www.arthotel.com.co/) este bonito hotel boutique con un aire francés ubicado en la Carrera 41 # 9 - 31, muy cerca de Parque Lleras.  Restaurantes, discotecas, bares y cafés se concentran en este parque.

Cenamos en el restaurante del hotel, el cual ofrece una vistas espectacular de la ciudad, nuestra cena se presentó de una forma muy  agradable a la vista, con un sabor delicioso y como no podía dejar de suceder un camarero con vocación de servicio al cliente se aseguró que estuviéramos atendido como se debe.   Art Hotel cuenta con un bar muy concurrido por la elaborado de sus cócteles, al ver a los comensales con sus distintas copas  no nos pudimos resistir, por lo que pedimos nuestra jarra de sangría la cual estaba rica y con una presentación impresionante. Ya en la habitación cerca de la media noche, recibo la llamada por parte del personal de la recepción del hotel informando que mi maleta había llegado.

 

DÍA 2 (Sábado):

 

Salimos temprano en dirección a la Estación Acevedo la parada del metro que conecta con el Metro Cable. Compramos pases para subir a este impresionante medio de transporte con destino a su última parada, el recomendado Parque Arví (https://parquearvi.org/).  

Este un parque a las afueras de Medellín donde puedes convivir con la naturaleza.  Cuenta entre otras cosas con senderos ecológicos, mariposarios, insectarios, áreas donde pueden practicar deportes al aire libre, también cuentan con un  el mercado donde comimos fresas con arequipe, deliciosas por cierto y comprar artesanías.  hicimos un recorrido guiado por un sendero donde están conservando: Bromelias, Orquideas y otras especies que están en vías de extinguirse.   Cuando fuimos atacado por el hambre hicimos una caminamos hasta la llamada zona de restaurantes, este es un espacio sencillo y bien "Paisa".  Probamos chicarrones, bandeja paisa, carne asada, un sancochopreparado con leña y de cortesía nos ofrecieron guarapo, que para ellos es limonada endulzada con mil de caña.

 

Luego de descansar un poco en el hotel, nos fuimos a cenar a un restaurante italiano llamado Nino e Pastino (https://www.ninoepastino.com/) ubicado en el parque LLeras.

 

Día 3: (Domingo)

 

Iniciamos el día 3 con muchas ganas de conocer Explora (http://www.parqueexplora.org/) , por lo que nos dirigimos a sus instalaciones, ubicadas en la Carrera 52 Nº 73 - 75. 

Parque Explora es un espacio interactivo que busca motivar en interés en la ciencia y la tecnología.  Recorrimos el acuario, el cual cuenta con peces de agua dulce,  de agua salada, disfrutamos diversas actividades y salas interactivas donde obtuvimos conocimientos experimentando. Todos los hay una cuota de personas de áreas con bajos ingresos puedes acceder de forma gratuita mostrando su factura de servicios de EPM (Empresa de servicios publico de Medellín)

 

 

No podía irme de Medellín sin conocer el muy bien recomendado  Jardín botánico, (https://www.botanicomedellin.org) ubicado justo detrás del parque explora, este espacio donde se encuentran numerosas especial de la muestra botánicas de Medellín, un gran lago que reúne a las familias y parejas alrededor de el.

 

Llegó la hora de comer, esta vez escogimos el restaurante la Pampa Burger, (http://medellingourmet.com/la-pampa-burger) totalmente recomendado. El siguiente lugar que visitamos fue Cerro Nutibara y Pueblito Paisa

 

El pueblito paisa es una réplica de un típico pueblo antioqueño del siglo XX, ubicado en la cima del cerro Nutibara, que se levanta 80 metros sobre el valle de Aburrá. Desde este sitio, en el que hay restaurantes de comida típica y locales de artesanías, se obtiene una buena vista de la ciudad.

 

Dia 4 ( LUNES)

 

 

Nos levantamos temprano y nos dirigimos a conocer La piedra del Peñol, este es un monolito de 220 metros de altura, sobre la cual diseñaron un mirador en la parte superior  que ofrece una vista impresionante, pero para lograr disfrutar esta vista debes subir 740 escalones.   

Pagada la entrada iniciamos el ascenso,cada cierta cantidad de metros hay anuncios indicando que si tienes mareos, nauseas o requieres alguna asistencia medica que contactes a equipo de emergencias.

 

Afortunadamente no requerí dichas atenciones y logré subir los 740 escalones, tengo que confesar que una vez en la cima , la vista es impresionante. El esfuerzo vale la pena.

 

 

Continuamos nuestro paseo por esta región,  

hacia Guatapé, una ciudad que giró completamente su economía de ser esencialmente ganadero, agrícola y minero, en los años 70 a dedicarse completamente al turismo.

La fachada de sus edificaciones un muy colorida lo que da una impresión de vida y armonía. Otro de los atractivo de esta zona es le malecón, una gran calzada donde puedes caminar, tomar una lancha para pasear por el lago  o sentarte a comer en uno de los restaurantes frente al lago.

 

Nosotros nos decidimos por el restaurante Al Cabón Parrilla Bar, nos atendió  el Sr. Camilo, su buen trato, cortes y amable acompañado de un platos muy bien preparados , con buen sabor hicieron que nuestro almuerzo/cena fuera de primera.

 

Dia 5: (Martes)

 

Para terminar nuestro paseo con broche de oro, logramos un ascenso para viajar en clase, ejecutiva, por lo cual es viaje de retorno fue placentero.  Cuando mides 1,90 tener espacio adicional para la piernas "Leg Room" es un gran logro.

Siento una profunda admiración por los ciudadanos de Medellín y especialmente por sus líderes que han podido reducir el impacto de décadas de violencia para lograr hacer de Medellin una ciudad  moderna, innovadora y en balance con la naturaleza lista para ser compartida por todos. 

 

 

 

Please reload

Eduardo Snape -
Docente,Consultor, Ejecutivo de TI.
Búsqueda por Tags
Please reload

© 2016 Del Escritorio por Eduardo J. Snape A.

Panamá, República de Panamá -  esnape@eduardosnape.com  -  507 6615-1093